Teléfono: 650 30 91 26
Diseño Intuitivo
Teléfono: 650 30 91 26
03 Oct 2018
Comentarios: 0

Redacción de artículos para blog: 5 fáciles trucos para mejorar los titulares

Redacción de artículos para blog: 5 claves para mejorar los titulares

La redacción de artículos para blog es algo que toda empresa debe plantearse en algún momento. Los contenidos deben ser escogidos con cautela, y siempre deben estar relacionados con la página a la pertenezcan o el sector de dicha empresa. Hoy nos centramos en los titulares que debes elegir. Por lo general se pone mucho énfasis y trabajo en crear el contenido del artículo, cuando lo que realmente llama la atención del lector es el titular.

Imagina que vas paseando por una calle de Madrid y te entra un poco de hambre. Te apetece un dulce y decides buscar una pastelería. Encuentras dos separadas por unos pocos metros y te dispones a decidir. En una de ellas solo hay un simple cartel donde lees ‘Pastelería’. La otra tiene uno de los mejores escaparates que has visto jamás, con deliciosos pasteles, bollos de crema y todo tipo de dulces. ¿Por cuál te decantas? Probablemente por la segunda.

5 pautas que debes seguir para atraer a más público con tus titulares

Puedes estar cinco horas redactando un artículo para tu blog, pero nadie entrará a él si el título no llama su atención. Hoy te dejamos con cinco trucos que puedes empezar a practicar hoy mismo para mejorar los títulos de tu blog. Puedes contar cosas maravillosas, interesantes y de mucho valor, pero no debes pasar por alto las 10 o 15 palabras que aparecerán en Google, en redes sociales o en la cabecera de tu página web.

1.- Despierta la curiosidad del lector: es muy importante crear necesidad. Esto puedes conseguirlo con afirmaciones, preguntas y revelaciones. Un buen ejemplo sería utilizar el siguiente título: «Los secretos que debes conocer de las pipas con sal». Crear esta necesidad de lectura por parte del usuario es un gran incentivo para leer el artículo.

2.- Utiliza verbos atractivos: hay decenas de verbos que pueden atraer a miles de personas. Utilízalos al principio de los titulares para motivar al usuario. Algunos como «aprender», «descargar» o «ahorrar» hace ver al usuario que sacará provecho del artículo y por lo tanto mejorará tu tráfico.

3.- Crea listas, muchas listas: está comprobado, las listas gustan a casi todo el mundo. Crea listas relacionadas con tu nicho de mercado y utilízalas para llamar la atención. Aunque ningún número es más eficiente que otro, sí está demostrado que los impares “chocan” más en el subconsciente de las personas y tienen mayor éxito que los pares. Un buen ejemplo podría ser el siguiente: «9 páginas que debes visitar en 2018».

4.- Las palabras mágicas funcionan: aunque no es recomendable llenar tu blog de títulos con palabras mágicas, éstas siempre potencian el efecto llamada para leer el artículo. «Rápido», «fácil» o «gratis» pueden ser algunos ejemplos muy utilizados. Es mejor emplearlas al principio del título, ya que de alguna manera obligará a seguir leyéndolo. Aquí va un ejemplo bueno y uno malo:

  • «Mercadona tiene unos nuevos frutos secos que puedes conseguir gratis»
  • «Consigue gratis los nuevos frutos secos de Mercadona»

5.- Acompaña los titulares con imágenes: en la era actual, casi todos los titulares que la gente lea sobre tu blog irán acompañados de imágenes. Utiliza las más atractivas siempre que estén adaptadas a tu target. Puedes incluir alguna palabra del punto nº4 en la imagen para potenciar aún más el conjunto de titular + imagen.

Ahora que ya conoces todas estas claves, puedes utilizarlas para enriquecer la redacción de artículos para blog que realices en tu empresa. Poniendo en práctica estos trucos podrás mejorar considerablemente tu tráfico y obtener muchas más interacciones en redes sociales.


15 Jun 2015
Comentarios: 2

El “método Upworthy” para escribir titulares virales

El “método Upworthy” para escribir titulares virales
Los fundadores de Upworthy proceden de sitios web como Facebook, The Onion y Moveon.org. Quizá por eso, en 2012, tan solo nueve meses tras su lanzamiento, tenían una comunidad de 700.000 fans en Facebook, 43.000 en Twitter y 10.000 en Tumblr.

En menos de un año, con cerca de 3 millones de visitantes mensuales, Upworthy había superado las cifras de tráfico de Huffington Post y BuzzFeed, y se acercaba a Business Insider. En noviembre de 2013 ocupaban el tercer puesto en el ranking de “Medios más virales” con cerca de 14 millones de ‘likes’ y ‘shares’ en Facebook. Leer más


07 May 2015
Comentarios: 3

5 errores comunes en titulares y cómo evitarlos

titulares a ciegas

Los titulares son a menudo el único punto de contacto entre nuestro contenido y nuestros potenciales lectores. Por ello juegan un papel decisivo: pueden captar a los lectores o ahuyentarlos…

Crear titulares realmente rompedores es una habilidad muy delicada que ha de ir puliéndose con la práctica, y adaptándose progresivamente a nuestro público particular. Sin embargo, ya desde el principio podemos empezar a evitar los fallos más básicos cuidando estos cinco aspectos clave que nos señala el prestigioso ‘copywriter’ estadounidense Brian Clark.

1) Sin beneficios para el lector

Una de las claves del éxito en el blogging consiste en que el mensaje esté sintonizado con las necesidades del lector. Si fallamos al comunicar los beneficios que nuestro artículo aporta a los lectores, no tendremos lectores.

Por supuesto, tampoco debemos caer en el extremo contrario: prometer fórmulas mágicas que a todas luces son inverosímiles. El beneficio expuesto en el título necesita tan solo dos ingredientes para ser eficaz: ser relevante para nuestro público y que merezca el tiempo que el lector tendrá que invertir en leerlo. El titular debe responder a la pregunta: “¿qué me aporta leerlo?”

2) Falta de curiosidad

Incluso aunque los beneficios estén claros, debemos picar la curiosidad de nuestros lectores. Digamos que el envoltorio debe ser atractivo. ¿Y cómo hacemos esto? Despertando su imaginación con preguntas, números, frases desafiantes e incluso afirmaciones provocativas que inviten al lector a explorar el contenido.

3) Falta de especificidad

Cuanto más concretos seamos, más probable es que el lector nos otorgue su confianza, ya que la especificidad tiene la virtud de volver el beneficio algo tangible. El ejemplo más paradigmático son los ‘listartículos’, es decir los post basados en enumeraciones (como este). Funcionan porque el lector sabe exactamente lo que va a encontrar en su interior, lo que hace muy claro el beneficio.

Podemos combatir la falta de especificidad mediante variaciones del titular tipo lista, y también usando palabras como “este”, “estos”, “aquí”… Además, los números y porcentajes aportan muchísima especificidad.

4) Complejidad

Los titulares donde tratamos de decir demasiadas cosas no funcionan, porque son demasiado densos como para enganchar al lector: los titulares se leen rápido y en contextos donde la atención está muy dividida (feed de noticias, redes sociales, etc.) Un buen titular debe ser directo para ser eficaz.

Si tienes tendencia a enmarañarte a la hora de redactar titulares, concéntrate en eliminar las palabras que no sean indispensables, usar lenguaje familiar y reducir la idea general del mensaje a un solo concepto.

5) Sin sentido de urgencia

En un solo día leemos infinidad de titulares, y muchos de ellos nos interesan pero llegan a nosotros en un mal momento. Queremos leer el contenido, pero lo dejamos para después. ¿Y qué pasa entonces? Ese “después” a veces no llega nunca y jamás leemos el artículo. Por eso la urgencia es clave para que nuestros contenidos sean leídos.

Un titular totalmente rompedor debe crear en el lector la necesidad urgente de leer el contenido al instante. A menudo es porque los beneficios son muy útiles o porque el elemento curiosidad está funcionando muy bien.

Y ahora te toca a ti: te animamos a poner a prueba tus últimos titulares: ¿pecan de alguna de estas faltas Y los últimos artículos que has leído, ¿comunican los beneficios, te picaron la curiosidad, son específicos y simples, transmiten urgencia? Examina atentamente por qué funcionan y trata de poner en práctica las mismas estrategias en tus próximos post.


11 Oct 2014
Comentarios: 3

7 fórmulas para escribir titulares que siempre funcionan

A todos nos ha pasado: estás echando un vistazo a las redes sociales o a tu lector de feeds de forma distraída con intención de cortar en breve, pero entonces lees un titular prometedor. O un titular intrigante. O un titular que te provoca alguna reacción emocional: indignación, preocupación, ternura… Y no te puedes resistir, de forma que a pesar de la falta de tiempo, lo lees. “Solo un artículo más”, piensas. Y haces clic.

He aquí un dato interesante: en promedio, 8 de cada 10 personas leen un titular. Sin embargo, solamente 2 de cada 10 leerán algo más. Así que redactar titulares rompedores es una cuestión de primera necesidad.

¿Y cuál es el gran secreto de los titulares magnéticos? No existe una fórmula mágica, pero si analizamos cuidadosamente los artículos que más se comparten podemos detectar algunos patrones comunes.

Y si comprendemos por qué esos patrones funcionan, podremos incorporar esas estrategias a nuestro propio blog. Con eso, y con mucha práctica, podemos convertirnos en grandes redactores de titulares.

1) Listas

Hace unos meses, entrevistamos a un blogger que, sin pelos en la lengua, nos decía que a su modo de ver este tipo de post eran “una paletada”. Lo cierto es que a estas alturas las listas las tenemos más vistas que el tebeo y muchos las consideran un recurso poco original.

Pero caray, es que funcionan.

En un análisis realizado recientemente por BuzzSumo en 100 millones de artículos que habían sido compartidos más de 500 veces en redes sociales, examinaron el tipo de titular. Las infografías se llevaban el primer puesto, con casi 15.000 artículos, pero es que más de 10.000 de ellos eran listas.

Existen unas cuantas buenas razones por las que los post de listas funcionan condenadamente bien. Y las vamos a enumerar con una lista 🙂

  • La información aparece ordenada de forma coherente. Es menos probable que haya bloques enormes de texto y por tanto son muy fáciles de leer.
  • Es más fácil retomar la lectura si nos interrumpen.
  • Es más fácil incluir una imagen por apartado. Y las imágenes son un gancho excepcional para retener la atención.

2) Preguntas indirectas

Nos referimos a esos post cuyo título empieza con un “Por qué…”, “Qué…” y sobre todo, “Cómo…” A estos últimos se les suele conocer también por su denominación anglosajona, “How To”.

La razón por la que este tipo de titulares funciona es que el beneficio de leer el artículo es evidente desde que lees el título: el texto contestará la pregunta. Si el lector ya se había planteado esa misma cuestión con anterioridad o simplemente no sabe responderla pero el tema le interesa, hay muchas posibilidades de que siga leyendo.

Volviendo al estudio de BuzzSumo que mencionábamos antes, el porcentaje de artículos analizados que contenían la palabra “cómo” era del 30%.

Y no hace falta irse tan lejos. Ayer mismo entre las noticias destacadas de Menéame podíamos encontrar titulares como “Cómo de rápido se propaga el ébola comparado con otras enfermedades”, “¿Qué contenido viraliza mejor?” o “Por qué el PP nunca tiene la culpa”.

3) El secreto de…

Este también se usa bastante, pero es porque funciona. La idea del post es compartir un conocimiento personal, y el título debe reflejar cuál es el beneficio concreto para el lector.

  • El secreto de Finlandia para ser el país nº1 en educación (gratuita) de Europa
  • El secreto de un chico de 8 años que logra ganar un millón al año en Youtube
  • ¿Quiere triunfar en Twitter? Descubra el secreto de los “4 momentos”

4) El método infalible

Partimos de las necesidades e inquietudes de la audiencia, y creamos un titular que responda a ellas. El titular, como en el caso anterior, debe exponer claramente el beneficio que les va a reportar a los lectores invertir su tiempo en el post.

  • El método infalible para combatir el estrés
  • Método infalible para dormir bebés
  • Método infalible para ganar seguidores en Facebook sin gastar un euro

En otras versiones se emplea la provocación, es decir, anunciar el método infalible para hacer exactamente lo contrario a lo que tus lectores desean:

  • Método infalible para no llegar nunca a ser feliz
  • El método infalible para no meter gol
  • El método infalible para perder una discusión

Otra variante consiste en mencionar un nombre propio que redoble la fuerza del titular aportando el argumento de autoridad:

  • El Corte Inglés y su metodo infalible de vender pijamas
  • Matemáticos descubren un sistema para ganar en la ruleta de los casinos

5) Haz algo como un auténtico…

Siguiendo en la línea de los argumentos de autoridad, en esta fórmula tomamos una actividad o habilidad y la equiparamos a un modelo a seguir. En este caso, el beneficio está identificado con el personaje que mencionamos. Por supuesto, ese personaje ha de ser el paradigma de su categoría.

  • Juega al basket como Pau Gasol
  • Libera tu creatividad como Leonardo Da Vinci

6) Lo que todo el mundo debería saber sobre…

En este tipo de titular tratamos de despertar la curiosidad del lector, de forma que para él sea casi un reto seguir adelante y comprobar si se está perdiendo algo. Se puede usar la misma estrategia expresándolo de formas distintas:

  • Lo que todo el mundo debería saber sobre la subida del IVA
  • Lo que todo el mundo debería saber sobre los negocios rentables en Internet
  • Cosas que debes saber para quedar como una persona culta

Existe otra variante que es “todo lo que debes saber”:

  • Todo lo que debes saber para evitar que acosen a tus hijos en Internet

Por supuesto, este tipo de titular también es combinable con la fórmula de las listas, de forma que podemos utilizar el reclamo del “lo que todo el mundo debería saber”

  • 15 cosas que debes saber sobre tu salud. ¡Toma nota!
  • ¿Qué quiere un hombre en la cama? 10 cosas que debes saber para complacerlo al 100%
  • Las 3 cosas que debes saber sobre la última versión de WhatsApp
  • 11 cosas que deberías saber antes de ponerte a dieta

7) ¿Reconoces los [número] signos prematuros de…

Si nos ponemos estrictos, este titular es también una lista, pero viene introducido mediante una estructura mucho más persuasiva que el típico artículo de “top 10”. A la gente le gusta evitar los problemas, y este título lo que promete son pequeños consejos para detectarlos y evitarlos antes de que sea demasiado tarde.

Imagen | Sandra Fauconnier


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies